Seleccionar página

Perder peso de forma saludable.

La mejor forma de Perder peso es combinarla con  la práctica de ejercicio físico y una dieta adecuada,  la creación de unos hábitos de vida que te permitan tanto bajar de peso,  una vez alcanzada esa meta, mantenerte en dicho peso en el tiempo.

El ejercicio es la mejor manera para perder peso

No existen pastillas mágicas para adelgazar de forma saludable y persistente en el tiempo sin esfuerzo físico. El ejercicio es necesario tanto para la fase de adelgazamiento como para crear unos hábitos de vida que te permitan mantenerlo durante toda la vida. Una rutina de entrenamiento fitness te permitirá quemar calorías, tonificar el cuerpo y perder peso. Elige ejercicios que te resulten divertidos para que no caigas en la desgana y el aburrimiento. De este modo evitarás la tentación de abandonar antes de tiempo.

Los ejercicios cardio te permiten perder grasa y es fundamental incluirlos en tu rutina de ejercicios para bajar de peso, combinados con otros de mantenimiento y tonicidad para diferentes partes del cuerpo. Si no te sientes lo suficientemente motivado para hacer ejercicio a diario por tu cuenta y temes abandonar, apúntate a un gimnasio o cuenta con los servicios de un entrenador personal que elabore para ti el programa de ejercicios personalizado que precisas.

La práctica de spinning,  running, natación, entre otros deportes, te ayudará a perder peso sin aburrirte. De esta forma, poco a poco le tomarás  gusto a la práctica del ejercicio físico y disfrutarás cuidándote ahora y en el futuro. Conocerás a otras personas en tu misma situación, y te sentirás más motivado y acompañado en el camino de adelgazar de forma sana y permanente.

Por mencionar o sugerir algún ejercicio el Spinning podría ser una gran elección porque es una actividad aeróbica que quema un importante número de calorías. La práctica de este ejercicio, logra quemar grasa localizada, sobre todo en el abdomen, que es uno de los lugares del cuerpo en donde somos más propensos a acumular lípidos que, con el tiempo, se solidifican y resultan casi imposibles de eliminar utilizando medios naturales.

Alimentarte con una dieta buena que no sea drástica o radical ayudará mucho.

Las dietas excesivamente restrictivas  pueden provocar dos reacciones negativas; el temido efecto yoyó y el pronto abandono. Una dieta equilibrada, por el contrario, te ayudará a adelgazar de forma saludable. También ayudarán a implementar en tu vida unos hábitos necesarios para el sostenimiento de un peso adecuado a lo largo del tiempo y durante años.

Es importante evitar las preparaciones que añaden grasas y calorías a la dieta sin aportar nutrientes ni sabor extra a cambio. Un mismo producto elaborado de una u otra forma, varía muchísimo las calorías  y grasas que te proporciona. Por lo tanto, te ayudará a adelgazar o te empujará en la dirección contraria. Procura evitar fritos y rebozados y apuesta por horneados y cocciones al vaporEvita las grasas nocivas y el exceso de azúcares, huye de la bollería industrial y aprende a disfrutar de sabores naturales a través de frutas y verduras.

La hidratación es algo que no debes obviar.

Una buena hidratación es fundamental para un cuerpo sano. Cuando practicas ejercicio físico intenso, es importante hidratarte adecuadamente antes de los entrenamientos, durante ellos y a su término. Te ayuda a la adecuada circulación de los líquidosvitaminas y minerales necesarios para el buen funcionamiento de tu organismo.

Hidratarte debidamente te ayudará, además,  a eliminar líquidos si tienes problemas de retención que afectan a tu peso. Asimismo, recuperarás el nivel de hidratación necesario tras la práctica de ejercicio físico intenso. Se recomienda tomar entre 1 y 1/2 litros y 2 litros de agua al día, siempre repartidos a lo largo del mismo.

La hidratación debe llegar también a través de la alimentación. Por esta razón, es tan importante consumir frutas y verduras crudas a diario. Inclúyelas en tu dieta  en forma de ensaladas  o macedonias.  Le cogerás el gusto a comer sano y te ayudará a perder peso cuidando de tu salud.

Estiramientos para un cuerpo sano y recuperado

Una rutina de estiramientos antes del ejercicio prepara tu cuerpo para el mismo evitando lesiones y molestias. Además, realizarlo después de cada sesión ayuda a tus músculos a recuperarse. De esta manera, te permite afrontar posteriores sesiones con energía y capacidad física para el esfuerzo.  Así podrás ejercitarte a diario y adelgazar de forma progresiva. Crearás un hábito de actividad que te ayudará a que esa pérdida de grasa y peso no sea cosa solamente de un día.

Mente motivada!!!!

La motivación es la clave del éxito de todo programa de adelgazamiento. Si no estás motivado para un cambio de hábitos de vida que incluyan la práctica habitual de ejercicio físico y una alimentación equilibrada y saludable, abandonarás el camino. Por eso es tan importante que sepas los motivos por los que deseas adelgazar. Asimismo, vayas cogiendo confianza día a día en el cambio de vida que has elegido.

Establece unos objetivos alcanzables. Ir lográndolos te motivará a ponerte nuevas metas que te acerquen al estilo de vida que te permita mantenerte en tu peso ideal a lo largo del tiempo. Cuida tu autoestima y procura rodearte de personas que te ayuden durante el proceso. Evita a toda costa a los derrotistas, a la gente tóxica y a todo aquel que percibas como desmotivante o notes que mina tu moral y tus ganas de esforzarte por sentirte mejor. SER PERSEVERANTE ES EL MEDIO Y EL FIN QUE TE LLEVA AL EXITO.

 

Volver

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad