Seleccionar página

¿Que nos puede ofrecer el Aceite de coco?

El aceite de coco es una de los productos naturales más empleados en la cosmética, pero en la cocina también ha encontrado su lugar, ofreciendo muchas ventajas a quienes lo consumen habitualmente. El aceite de coco está compuesto por ácidos grasos beneficiosos para el cuerpo, además de contener hierro, vitamina E y la K, lo que lo convierte en un producto completo y muy saludable, que conviene incorporar a nuestra alimentación.

El aceite de coco es un gran aliado cuando se trata de mejorar la digestión. Sus aceites grasos favorecen la absorción de las vitaminas en los alimentos, al mismo tiempo evitan la formación de bacterias estomacales, ayudándonos a mantener la salud de nuestro estómago, le podría venir bien a los que padecen del intestino irritable.

¿Cómo Se Usa El Ácido Láurico Por Nuestro Cuerpo?

El ácido láurico es el ácido graso,  El cuerpo humano convierte el ácido láurico en monolaurin, que es útil en el tratamiento de los virus y las bacterias que causan enfermedades tales como herpes.

Debido a su alto contenido de ácido laúrico, el aceite de coco ayuda a prevenir enfermedades cardíacas, reduciendo el colesterol y manteniendo la tensión en niveles adecuados. Además reduce la propensión a padecer lesiones arteriales, por lo que ofrece grandes aportes a nuestro corazón.

Mencionamos algunos Beneficios.

  • El Cuidado de Piel

El aceite de coco  actúa como un humectan-te eficaz para todo tipo de piel, incluyendo piel seca. El beneficio del aceite de coco en la piel es comparable a la del aceite mineral. Afortunadamente, a diferencia de aceite mineral, es imposible tener efectos adversos secundarios sobre la piel si aplicamos el aceite de coco. Por lo tanto, el aceite de coco es una solución segura para prevenir la sequedad y descamación de la piel. También retrasa la aparición de arrugas y flacidez de la piel que normalmente acompañan el envejecimiento. El aceite de coco también ayuda en el tratamiento de diversos problemas de piel como psoriasis, dermatitis, eczema y otras infecciones de la piel. Por esa misma razón, el aceite de coco forma el ingrediente base de diversos productos para el cuidado corporal como jabones, lociones y cremas que se utilizan para el cuidado de la piel. Aceite de coco también ayuda a prevenir el envejecimiento prematuro.

  • Controla el azúcar en la sangre.

El aceite de coco se ha asociado también con la reducción de los triglicéridos en la sangre, beneficiando así las funciones hepáticas. Adicionalmente favorece la secreción de la insulina, controlando el azúcar en la sangre, por lo que ha sido muy asociado con la prevención de la diabetes tipo II.

Su composición ayuda a fomentar la energía y vitalidad en nuestro cuerpo, por lo que su consumo diario es una genial alternativa para mantenernos activos en nuestra rutina. Sus beneficios son muchos, por eso añádelo a tu dieta, ya sea en ensaladas o en la elaboración de sus comidas. Disfruta de su natural sabor y sus ventajas para tu salud.

  • El Aceite de Coco puede acelerar tu metabolismo haciéndote perder más grasa.

La obesidad es uno de los mayores problemas con que nos enfrentamos en esta época. Mientras algunas personas siguen estancadas en la falsa creencia de que todo se debe a una suma y resta de calorías, la realidad es bien distinta: es igual de importante, si no más, controlar la procedencia de las calorías. No es lo mismo 10 calorías procedentes de carbohidratos, que de proteínas, o, como en el caso del Aceite de Coco, de la grasa saturada. Los triglicéridos de cadena media presentes en el Aceite de Coco pueden incrementar el gasto energético del organismo cuando los comparamos con la misma cantidad de calorías procedentes de los ácidos grasos de cadena larga.

  • El Aceite de Coco puede reducir tu apetito, ayudándote a comer menos sin tan siquiera intentarlo.

Unos de los aspectos más interesantes del Aceite de Coco es que puede reducir tu apetito. Esto puede deberse a como los ácidos grasos que contiene son metabolizados, porque los cuerpos cetónicos que se forman pueden contribuir a reducir el apetito. .

  • El Aceite de Coco puede proteger el cabello del deterioro.

Esto es una de los beneficios mas importante porque el cabello es algo de gran importancia para todos, por eso debe saber punto por punto cuales pueden ser los beneficios que aporta según sea el caso.

¿Cómo usar el aceite de coco para tener un cabello maravilloso?.

Gracias a sus propiedades fungicidas el aceite de coco es un remedio muy eficaz para acabar con la caspa y aportarle un extra de hidratación al cabello. El cabello da importancia a nuestro rostro, por eso debemos mantenerlo cuidado. Si lo tienes opaco y reseco, el aceite de coco te puede ayudar a darle brillo y salud haciéndolo lucir espectacular.

Y es que, gracias a sus propiedades excepcionales, puede ser todo un aliado de tu belleza. La efectividad del aceite de coco ha sido probada científicamente en una gran variedad de aplicaciones capilares. Incluso, se afirma que el aceite de coco funciona mejor que cualquier tratamiento artificial. No tiene alcoholes, siliconas ni otros productos químicos que dañen el cabello, lo cual aporta su eficacia. Aquí podemos mencionar algunos de sus usos:

Aceite de coco como acondicionador natural.

No contiene sustancias químicas agresivas y está lleno de vitaminas, minerales y proteínas que fortalecen las raíces.

¿Cómo utilizarlo?

  • La aplicación la puedes hacer durante el lavado habitual del pelo, o bien, como tratamiento profundo en seco.
  • Frótelo por todo el cabello y cuero cabelludo.
  • Cúbrelo con un gorro para baño y déjalo actuar durante una hora.
  • Lava con abundante agua y procede a peinar de inmediato.

 

Tratamiento para estimular el crecimiento.

Su composición de proteínas, antioxidantes y ácidos grasos esenciales reparan las fibras dañadas y evitan la caída. Además, su ácido láurico penetra en profundidad en el cuero cabelludo y ayuda a que el pelo crezca sin dificultades.

¿Cómo utilizarlo?

  • Caliéntalo un poco y frótalo con suaves masajes circulares por todo el cuero cabelludo.
  • Humedece también las puntas dañadas y cúbrelo con un gorro.
  • Déjalo actuar toda la noche y enjuaga.
  • Úsalo dos o tres veces a la semana.

 

Tratamiento contra la caspa.

Las propiedades antimicrobianas y antimicóticas del aceite de coco se han utilizado como solución contra el exceso de caspa y sus síntomas. Su aplicación calma la irritación, disminuye la descamación y alivia la incómoda sensación de comezón.

¿Cómo utilizarlo?

  • Aplícalo por todo el cuero cabelludo y el cabello con suaves masajes circulares.
  • Cúbrelo con un gorro y déjalo actuar durante 20 o 30 minutos.
  • Enjuaga y repite su aplicación cada tres días.

 

Control del frizz.

Este producto protege la melena frente a las agresiones de los elementos de calor y los rayos UV, evitando el maltrato y el debilitamiento. Como resultado obtendrás un pelo brillante y libre de ese efecto eléctrico que daña tus peinados.

¿Cómo utilizarlo?

  • Toma la cucharadita de aceite de coco con las palmas de tus manos y frota con suaves masajes por todo el cabello.
  • No tienes necesidad de enjugarlo, a menos que te quede sensación grasosa.

¿Que aceite de coco usar?

Aunque todo aceite de coco es beneficioso, se recomienda especialmente que sea virgen o sin refinar por las siguientes razones:

  • Al no ser refinado, conserva todas sus propiedades intactas.
  • Su olor no ha sido alterado ni eliminado.
  • No ha sido sometido a procesos de hidrogenación.
  • Está libre de químicos.

 

 

Este artículo es meramente informativo. Acude a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar en el caso de que su uso sea consumido en exceso.

 

VOLVER

 

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad